Published On: Sat, Jun 22nd, 2019

ANTEOJOS

Las gafas son indispensables en nuestro día a día si tenemos problemas de visión pero, además, las de sol en verano se convierten en el complemento que no puede faltarnos. Pero, de usarlas a diario, a veces se acaban rayando así que te traigo consejos caseros y baratos para reparar y evitar rayaduras.

Lo primero parece básico pero siempre está bien recordarlo. Para evitar rayones en tus lentes y no tener que repararlos luego, ¡llévalas siempre en su funda! En vez de meterlas en el bolso de cualquier manera o de dejarlas en un cajón junto a mil y una cosas más, mételas en su funda.

También es importante que, al limpiarlas, lo hagas con la toallita que viene cuando las compras o con una toallita específica para gafas ya que, al hacerlo con la camiseta o con otros tejidos, se pueden rayar y deteriorar.

Pero, si cumples ya estas dos condiciones básicas y aún así se han accidentado tus gafas, aquí van algunos truquillos para arreglarlas.

Cómo reparar un rayón de mis gafas

Limpia muebles

Los limpia muebles de madera (por ejemplo, Pronto) se usan para disimular mucho los rayones de las gafas y la cosa es tan sencilla como: Coges tus gafas y aplicas (yo lo hago con el dedo) un poco de limpiador de madera por ambos lados del cristal. Frotas suavemente y añades una pizca de vaselina que rellenará el rayón. Sigues frotando suavemente y luego retiras el exceso de producto con una toallita para limpiar gafas (no lo hagas con papel ni nada grueso).

Pasta de dientes

La pasta de dientes es algo que todos tenemos en casa y con sólo un poquito (que no sea granulada ni exfoliante, sino cremosa) la aplicas sobre un algodón compacto y frotas en círculos sobre los rayones. Luego mojas las gafas con agua fría para retirar el exceso y verás enseguida la mejora sobre tu cristal.

Pulidor de CD/DVD

El limpiador para CD y DVD rellena los rayones de la superficie para que éstos puedan reproducir su contenido, pero además, también es una solución súper eficaz para las gafas. Aplicas con un paño suave (que no deje hilo ni pelusa) el limpiador sobre el rayón por ambos lados y lo dejas actuar. Al limpiar tus lentes con normalidad, verás que el rayón ha desaparecido casi al completo.

Bicarbonato de sodio

El bicarbonato sirve para casi todo y también para reparar un rayón de tus gafas. Pones un poco en un bol con una pizca de agua y creas una pasta, luego la aplicas sobre el rayón en círculos con un algodón y la retiras con agua fría, ¡voilá!

Cera de coche

Las ceras abrillantadoras de coche también actúan sobre nuestras gafas y es que, al igual que el limpia muebles y la vaselina, rellenan los rayones haciéndolos casi invisibles.

¿Conocías todos estos trucos caseros para alargar la vida de tus gafas con rayones? ¿Aplicas algún consejo más? ¡Compártelo!

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies